FOTOS DE FIDEL ÁNGEL MONTERO
Y UNA LÁMINA DE 1883


El periódico taurino "El Arte de la Lidia" fue un semanario que comenzó a publicarse en Madrid el 8 de enero de 1883, cesando su actividad el 26 de noviembre de este mismo año. El director artístico del mismo era Daniel Perea, mientras que el literario fue Leopoldo Vázquez. De esta publicación, me ha llamado la atención las láminas que publicaban en cada número, y del que hacían también un pequeño relato. Hoy, como muestra de esto que os cuento, os expongo una de esas publicaciones, y no creo que sea la última. Posteriormente, como no podía ser de otro modo, vas a ver unas fotos, en esta ocasión en color y pertenecientes a la Plaza de Toros de Albacete, en las que entre otros veremos a Fidel Ángel Montero, sobrino de Juan Montero.

PERIÓDICO TAURINO EL ARTE DE LA LIDIA.
Madrid, 12 de noviembre de 1883. Año I. Núm.: 44


Cuando pisa el anillo un berrendo o un retinto, en sus acometidas duro y seco como corazón de un judío; que luchando con todos vence a todos, quedando dueño del campo; que parece no uno, sino catorce o veinte toros empalmados en una sola pieza; que el castigo no amengua su guapeza; un toro, en fin, de aquellos que eran, según el célebre León, «toda la ira de Dios reconcentrada en un pellejo,» el público, que ocupa el graderío del anchuroso circo, no cesa de aplaudir lleno de entusiasmo, a la vez que repite con energía una palabra que hiela la sangre del contratista encargado de facilitar caballos.

Las acometidas del fiero animal las cuentan los picadores encargados de castigarle por el número de veces que han caído, y el referido contratista por el número de caballos exánimes que yacen en redondel.

Todos los picadores de tanda, todos los de reserva han entrado en juego. En nuestro dibujo el hábil pincel del Sr. Perea ha sabido dar vida a ese momento de la lidia de un toro de las condiciones mencionadas, en que la fiera, dueña del campo, aguarda en el redondel el relevo de combatientes: en ese momento en que jadeante vuelve un picador de tanda a la cuadra en busca de un nuevo corcel con que luchar, y otro picador sale al redondel a continuar la pelea, y otro es ayudado a montar un alazán por si es preciso de nuevo salir al circo; en ese momento, en fin, en que el público cada vez con más entusiasmo grita: ¡Caballos! ¡Caballos!

Después de esto, llega el momento de las fotos de hoy. Según informa Josico, posiblemente correspondan a una novillada del verano de 1983, pero de la que no he encontrado nada en ninguna hemeroteca.

En esta ocasión me centro en la figura de Fidel Ángel Montero, que como ya he dicho anteriormente, se trata del sobrino de Juan Montero. Fidel, nace en Albacete el 5 de noviembre de 1962. Hace su debut sin caballos el 10 de mayo de 1983 en La Gineta (Albacete), mientras que con picadores lo haría el 8 de septiembre de 1983, poco después de estas fotos, y también en la Plaza de Toros de Albacete. Torea por última vez en el festival del Cotolengo que se celebra anualmente en Albacete, en mayo de 1991, pero no se aparta de la actividad taurina, ya que en la actualidad permanece en activo como torero de plata.


Arriba, a la derecha, Fidel Ángel Montero.             

El espada que actúa junto a Fidel, puede ser Manolo Sánchez, pero esto no lo he podido confirmar.

Este día, con la cámara cargada de un carrete en color, hizo fotos a amigos dentro del callejón.
Quizás entre lo que queda en blanco y negro, aparezcan las fotos de esta tarde.
Juanito con Tomás Sanchez Cajo y dos empleados de La Plaza.

Valeriano de la Viña, un jovencísimo Daniel Ruiz, el llorado Ismael Belmonte y Tomás Sánchez-Cajo

El banderillero José Pisol y Juanito Sánchez-Cajo.
Curro Fuentes matador de toros que vivía en Albacete y que fue algún tiempo director de la Escuela Taurina. Era de San Lorenzo de la Parrilla (Cuenca).
Si lo deseas, más abajo tienes un espacio para comentar, tanto en el blog como en Facebook.
Si quieres más fotos, el viernes que viene, hasta entonces, FELIZ SEMANA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario