CON JOSICO SE VA LA MITAD DEL BLOG


Amigo Mondéjar: acabo de leer por 1ª vez el Blog que has montado en recuerdo de tu padre y tengo que decirte que me ha encantado por muchas razones que algún día cuando vaya por Albacete (Vivo en Madrid) espero conocerte y contarte personalmente.

Ortega (taxista y mozo de espadas), José Vicente Temes (Josico), "El Barberillo" padre, Carlos de La Viña y el 6º por la izquierda"El Barberillo" hijo.
Villarrobledo, julio de 1968.
Estas son las primeras palabras, o mejor dicho letras, que Josico compartió conmigo, era un 22 de abril del 2013. Para entonces el blog llevaba tan solo 3 meses en el aire, pero José Vicente, que estaba jubilado, se pasaba las horas delante del ordenador, por lo que tarde o temprano tenía que encontrarlo.

A partir de ese momento algo maravilloso pasó, no os lo sabría describir, pero es como si mi padre desde el cielo, hubiese mandado a Josico para rescatarme, guiarme y orientarme por estas miles de fotos, hasta entonces escondidas en un cajón.

A pesar de no habernos conocido hasta la feria de ese mismo año, sentía como desde sus madriles estaba pendiente de mi trabajo, o mejor dicho, de nuestro trabajo, porque a partir del instante en que contactó conmigo, Josico comenzó a formar parte de la historia del Blog. Puso nombre a cientos de caras que desconocía, Plaza incluso a los carretes más deteriorados con tan solo ver un trozo de barrera, fecha a fotos que parecía imposible,… Pero lo mejor fue que a pesar de no conocerme de nada, también ponía una sonrisa en mi cara cuando recibía contestación a los correos que le mandaba con carretes para identificar, los cuales recibía con la ilusión de quien sabe que va a recibir un gran regalo. Ponía fuerza y ánimo a este que os escribe para seguir adelante en los momentos que blandeaba. Y me “ataba los machos” para que le mandase más carretes.

La continuación de aquel primer correo que recibí de Josico, decía así:


Soy un aficionado a los toros desde hace muchos años. Fui amigo de tu padre y con él compartí muchas tardes taurinas por nuestra provincia. Hoy no tengo tiempo de extenderme mucho, pero ya te iré contando cosas. Conozco prácticamente a la totalidad de los "retratados" y casi me atrevería a decir que te puedo asegurar hasta que día está hecha cada foto. 
Ya te iré contando más cosas. Y cuando tengas dudas de alguna foto y quieras saber algo no dudes en preguntármelo, que yo encantado te lo aclararé. 
Y sigue sacando "carretes" que no dudes que a muchos nos encantará verlos. 
Hasta pronto y un abrazo.

Con este primer mensaje ya sentí la cercanía de un hombre que estaba dispuesto a colaborar, ¡y vaya si lo hizo! Hasta el punto de que ningún carrete salía a la luz sin antes pasar por sus ojos, a los que casi ninguna foto se les escapó.

Llegada la feria por fin nos conocimos, habíamos quedado para tomar un café antes del “apartao” en el Bar el Ruedo. Al verlo hice lo primero que me salió del alma, que no fue otra cosa que darle un abrazo. Tan pronto comenzó a hablar, quede prendado de la sabiduría que desprendía y de su humildad. Josico se hacía querer…

   
  Josico, el 2º por la izquierda, en la terraza del Hotel Capitol, situado en la Gran Vía madrileña.  
  Corresponden al año 1966.  


De cada foto te podría estar hablando un buen rato. Son muchos los recuerdos que me traen, y tengo muy buena memoria.
En cuanto a mí, te diré que nací en Madrid y he vivido siempre en los madriles. Pero por mi ascendencia albaceteña, desde que nací he pasado gran parte de mi vida en esa tierra y conozco a todo el mundo, sobre todo en el mundillo taurino. Los toreros me conocen todos desde hace sesenta años para acá. Con muchos de ellos tengo una gran amistad. Y de vista me conocen todos. Incluido tu amigo Paquito Blázquez. Lo que pasa es que mi nombre lo desconocen casi todos, salvo los más amigos, y todo lo más que me conocen es por "Josico". 
Seguiremos en contacto. Y ya nos conoceremos porque espero ir pronto por allí. Y te repito que no dudes en consultarme todo lo que quieras. A mí me encantan estos recuerdos.

Con su marcha deja un gran vacío, y no lo refiero por la web, lo digo como persona. Una de las gozadas de la Feria era saber que lo volvería a ver, aunque en esta última lo hicimos poco, o al menos eso me parece después de saber que no podré charlar más con él. Pero tengo un consuelo, y es que estoy convencido de que en estos momentos mi padre y Josico están juntos hablando de toros. El Uno dando las gracias por haber sacado a su hijo del atolladero en que se metió. El otro, contándole la que hemos liado con el blog y la amistad que hemos llegado a tener.


Por otra parte, agradezco sus palabras y el detalle de mencionar la fuente de información. No es mi intención aparecer en esas notas, ya le comentaba que lo hago porque me encanta, me divierte, y me sirve de entretenimiento al no tener nada que hacer como jubilado que es uno. Pero es cierto, que en ciertas ocasiones, a famosillos periodistas que no voy a mencionar les hice la misma labor en temas de más relevancia, y los muy cretinos se apuntaron todas las medallas y no dieron ni las gracias. Pero ya se ve que Ud. es un tío como Dios manda. 
Y tampoco soy ninguna enciclopedia. Solamente soy un gran aficionado dotado de muy buena memoria para estos menesteres. Pero lo mismo que le cuento yo, se lo habría contado gente como Mariano de La Viña padre, Manolo Amador padre, Josete el mozo de espadas, "Cabañero”… cualquiera que hubiera estado metido en este "fregao" taurino y que tenga ya unos pocos de años.

Había ocasiones en las que viajaba al extranjero para visitar a la familia. En una de ellas, la primera vez, yo estaba desconcertado porque no contestaba a los correos, era raro, solía contestar rápido. Llegó un momento que el desconcierto paso a preocupación, hasta que pasados varios días, por fin, recibo correo suyo contándome de su ausencia. A partir de entonces solía comunicarme cuando salía de viaje.

Pero Josico, esta vez el viaje es demasiado largo, y se nos han quedado muchas cosas pendientes, tanto en lo personal como en la web que tanto disfrutabas y nos hacías disfrutar con tus aportaciones. En esta ocasión no recibiré tu mensaje informándome que ya has llegado. Ahora me has dejado para siempre. Esa complicidad que teníamos, será difícil de suplir. 

Llevo cuatro años escribiendo en esta página todas las semanas, miles de fotos publicadas, muchos relatos contados –algunos muy personales-. Unos han llevado mucho trabajo o esfuerzo, pero hasta hoy ninguno me ha costado tanto como este. No puedo seguir escribiendo, termino por hoy.

TE QUIERO JOSICO, DESCANSA EN PAZ.

 En memoria de Josico de su amigo José Mª Mondéjar 

No hay comentarios:

Publicar un comentario